«

»

feb 28

Reseña: Far Cry Primal

maxresdefault (5)

 

El pasado martes por fin llegó uno de los juegos más esperados de éste año y lo primero que puedo decir es ¿Assassin’s Creed quién? Hace poco nos enterábamos que Ubisoft no lanzaría un nuevo título de Assassin’s Creed éste año y después de jugar Far Cry Primal creo que eso me hace muy feliz, ya que dudo completamente que hubiera estado a la altura de este maravilloso juego.

La saga de Far Cry nos ha acostumbrado a tener grandes entregas en los últimos años, Far Cry 3, Far Cry 3 Blood Dragon y Far Cry 4, así que éste año no podía ser la excepción, recuerdo que años atrás había estado pensando en cómo sería una entrega de Far Cry en la era de los cavernícolas, la idea me entusiasmaba bastante y el año pasado se hizo realidad, uno año después aquí estamos, frente a un juego al cual le he dedicado poco más de 20hrs a lo largo de la semana y tristemente mi porcentaje por completar sigue estando por encima de un 50% (el juego es enorme).

La historia que nos cuentan en Far Cry Primal trata de Takkar -recuerdan la escena de los mamuts que vimos una y otra vez? Pues así empieza Far Cry Primal- un joven cavernícola que pierde todo en los primeros instantes del juego y tienes que hacer uso de tu ambiente (madera, hierbas, animales, etc) para seguir adelante, conforme avanzamos en la historia nos vamos dando cuenta y enterando de qué pasa dentro del mundo ficticio de “Oros”, de las disputas de territorio que existen y del malo, no tan malo y demasiado insignificante que vemos como 3 veces durante todo el desarrollo de la historia y su nombre es “Ull”; así que hay que hacer diferentes misiones, en las cuales tenemos personajes secundarios involucrados directamente en el desarrollo de nuestro personaje.

far-cry-primal-0001-1500x844

Estos personajes secundarios nos darán misiones que al completarlas nos darán ciertas habilidades y opciones de mejoras en nuestro inventario; claro que seguramente se preguntarán ¿qué pasa con las armas? En los Far Cry pasados teníamos una infinidad de armas, accesorios y demás, sin embargo, tenemos que recordar que estamos en el año 10,000 A.C.; así que tenemos arcos, piedras, mazos, lanzas y afortunadamente ya habían descubierto el fuego, ¿esto es malo para el juego? Para nada, de hecho es una de las partes que más me agradaron del juego, que realmente usas tu entorno para crear cosas que te ayudarán a sobrevivir, si acaso lo más avanzado que vemos son bombas de fuego, pero a la vez, no son demasiado efectivas como uno imaginaría.

En Far Cry Primal tenemos diferentes habilidades, tanto de combate cuerpo a cuerpo, para sanarnos y la mejor de todas, el poder domar animales, desde un inútil perro salvaje hasta un majestuoso dientes de sable, claro que hay más animales que a lo largo del juego (y con las respectivas habilidades) podrás domar, sin embargo no todos los puedes montar, podemos tener osos, lobos, jaguares, leones, etc. Pero sinceramente, el dientes de sable fue mi favorito, por su velocidad, su fuerza y además lo puedes montar, algo que le quita completamente el aburrimiento de tener un mapa tan grande. Los paisajes que vemos en Far Cry Primal son tremendos, lucen increíbles y la ambientación es demasiado natural (como se esperaría que fuera) y en experiencia propia nunca vi un evento suceder dos veces, siempre, tanto animales, como personas realizaban distintas acciones a lo largo de mi viaje por Oros.

Far-Cry-Primal-–-Gameplay-Walkthrough-EUROPE.mp4.Still006

El sistema de juego es una de las razones principales por las que Far Cry se ha caracterizado como una gran franquicia, no era solo disparar, montar vehículos y correr de un lado a otro, pero en Far Cry Primal tenemos las limitantes de nuestros tiempos, pero para mí eso lo hizo más divertido, el combate cuerpo a cuerpo, tener dos tipos de mazos, uno de una mano y otro de dos manos, cada uno adecuado para diferentes situaciones, mi favorito, el arco de dos flechas y por supuesto tenemos lanzas, las cuales a mi gusto son más para cazar animales grandes, sin embargo contra otros humanos también son un arma efectiva. Algo que fue de mi agrado fue el tener a tu animal domado siempre contigo, sinceramente recuerdo tener acompañantes en juegos donde no hacían más que estorbar y tener movimientos y trayectorias realmente tontas e inútiles, sin embargo éste no es el caso y mi tigre siempre fue lo más útil posible, si yo me agachaba, el recreaba la misma actitud y ambos llegábamos sigilosamente, si yo era atacado, acudía a mi defensa o si solo caminaba por la noche y algún animal salvaje se acercaba éste los ahuyentaba y por supuesto, el hecho de poder montarlo lo hace completamente útil.

CcRtwdvUkAAaSex

El mapa de Far Cry Primal es increíblemente enorme, las misiones secundarias son demasiadas y la historia principal es un viaje que es bien recibido, algo que puedo decir es que “aburrirse” no es algo que puedan hacer con éste título, de verdad hay muchísimo que hacer, como lo mencionaba, llevo 20hrs de juego y me falta más del 50% del juego para realmente poder decir que “lo acabé”. Far Cry Primal, en pocas palabras es un gran juego, podrá seguir el mismo modelo de entregas pasadas, con misiones, con el sistema de juego y con capturar infinidad de fogatas (torres en juegos pasados) sin embargo algo que siempre ha caracterizado a Far Cry es la brutalidad que involucra a la franquicia y en Primal esto es llevado a su máxima expresión.

 

Tal vez no tendremos un Assassin’s Creed éste año, pero con Far Cry Primal no lo extrañarás ni poquito.

 

Share Button